Bucar en google  

   

Iniciar Sesión  

   

Listas de Correo  




¿Acepta HTML?

Joomla Extensions powered by Joobi
   

Quien está en Linea?  

Tenemos 78 visitantes y ningun miembro en Línea

   

Artículos mas Comentados  

   

Sindicación  

   
Lunes, 13 Julio 2009 06:23

2. ¿Por Qué Santificó el Señor el Sábado?

Escrito por Admin
Valora este artículo
(0 votos)


1. ¿Cuál es la primera palabra del cuarto mandamiento?
“Acordarte has del día de reposo, para santificarlo;... el séptimo día será reposo para Jehová tu Dios.” Éxodo 20: 8,10.
Este es el único mandamiento que va precedido por la palabra “acordarte”. Cuando Dios estableció el sábado sabía su gran valor para beneficio del hombre, y sabía que muchos lo descuidarían. Sabía que Satanás haría cuanto pudiera para que los hombres se olvidaran del sábado. Sabía que con el tiempo los hombres ignorarían la obligación de este mandamiento. Por estas razones llama especial atención a este mandamiento y exige que lo santifiquemos, mediante la palabra “acordarte has”, para que lo mantengamos en nuestra mente, y nunca lo olvidemos.

2. ¿Qué razón da Dios para que guardemos el sábado?
El ejemplo mismo de Dios. “Seis días trabajarás, y harás toda tu obra; mas el séptimo día será reposo para Jehová tu Dios;... porque en seis días hizo Jehová Los cielos y La tierra,... y reposó en el séptimo día.” Éxodo 20: 9-11.

3. ¿Ha de trabajar el hombre los seis días de cada semana? ¿No puede tomar nunca vacaciones?
El mandamiento no acaba con la orden: “Seis días trabajarás”, sino que sigue diciendo: “y harás toda tu obra”. Éxodo 20:9.

Nota: Si la obra puede hacerse en menos de seis días, no hay objeción. El punto es que debemos hacer nuestra obra en seis días. Y jamás debemos re-huir nuestra responsabilidad mientras disfrutemos la sana recreación. AL realizar nuestras tareas en seis días, deja el sábado disponible para el reposo y la comunión con Dios.


4. ¿Cómo debe guardarse el sábado?
“Si retrajeres del sábado tu pie, de hacer tu voluntad en mi día santo, y al sábado llamares delicias, santo, glorioso de Jehová; y lo venerares, no haciendo tus caminos, ni buscando tu voluntad, ni hablando tus palabras;.. .” Isaías, 58:13.

Nota: El sábado del Señor es santo. No debernos hollarlo. No hemos de obtener nuestro propio placer de él. No hemos de “profanarlo”. Ezequiel 20:13,21.

5. ¿Cuál es la principal demanda del sábado?
“Acordarte has del día de reposo, para santificarlo.” Éxodo 20:8.

Nota: Se nos ordena cesar el trabajo que hace-mos para ganar nuestro sustento, pero esto no es todo. Debemos santificar este día. El hombre debe cesar “de sus obras, como Dios de las suyas”. Hebreos 4:10. Cuando una persona cesa de sus propias obras, cesará del pecado. Sólo así podemos santificar el sábado como Dios espera. Este mandamiento no sugiere ociosidad en sábado, porque hay actividades apropiadas que armonizan con el espíritu del sábado.

Conclusión
Guardar el sábado es más que la sola observancia de ese día; es vivir para Dios. Dios nos pide que santifiquemos el sábado para El, que cesemos del pecado, que hagamos lo bueno, que nos reunamos para el culto de adoración a Jesús y sigamos su ejemplo haciendo el bien. ¡Cesar de nuestras obras y entrar en el descanso de Dios! ¡Cuántas bendiciones guarda esa forma de santificar el sábado!

Leer 2041 veces Modificado por última vez en Lunes, 13 Julio 2009 06:24

Inicia sesión para añadir comentarios.

   

Redes Sociales  

FacebookTwitterRSS Feed
   

Siguenos FaceBook  

   

Comadpp en Twitter  

   
   

Visitantes  

   
© comadpp.org